domingo, 22 de mayo de 2016

"Fuera Monsanto"; Uruguayos y Argentinos se manifiestan contra Monsanto y "agronegocio" en evento mundial

Unas 200 personas se sumaron hoy en Montevideo a una manifestación mundial en protesta contra Monsanto, empresa que desarrolla cultivos transgénicos, así como para expresar su desacuerdo con el "agronegocio" en Uruguay y sus efectos en el medioambiente, precisaron a Efe fuentes de la organización.
El penúltimo sábado de mayo de cada año se lleva a cabo a escala global la Marcha Mundial contra Monsanto, que este año contó con manifestaciones en unas 500 ciudades para alertar sobre la importancia de un tema "muy complejo" sobre el que existe "muy poca información", expresó a Efe Germán Parula, integrante de la coordinadora que convocó al evento en la capital uruguaya. 

Parula manifestó su preocupación por los efectos de los monocultivos transgénicos a partir de semillas de la empresa estadounidense, así como de otras compañías, un tema que, expresó, tiene aristas que repercuten en la salud de las personas y en el medio ambiente.
"Están afectando directamente la calidad de los alimentos. Están ocupando la tierra, están expulsando a la población rural hacia los cinturones de pobreza de las ciudades", indicó el activista.
"Es un problema muy complejo lo que necesitamos es que la gente vea la relación que hay entre algunas fatalidades que estamos padeciendo y las actividades de estas empresas", agregó. 

Entre las repercusiones en Uruguay, enumeró el desmonte del bosque nativo que tiene un efecto en el aumento de las inundaciones y el aumento de las tasas de cáncer, especialmente en niños provenientes de zonas remotas del país.
El ambientalista precisó que de un total de aproximadamente 15 millones de hectáreas cultivables en Uruguay, un 10 % está dedicada a monocultivos transgénicos, especialmente de soja, "que es no para alimentar gente" sino "ganado en el norte del planeta". 

También se refirió al uso del pesticida glifosato "en forma demencial" en las plantaciones transgénicas resistentes a este producto químico que fue reconocido como "cancerígeno" por la Organización Mundial de la Salud.
Asimismo, Parula aseveró que las salvaguardas contra los organismos genéticamente modificados aplicados en países europeos -entre ellos Francia, Grecia, Alemania, Luxemburgo, Bulgaria, Austria y Hungría- "no es del todo una buena noticia" para países como Uruguay.
"La producción aumenta de este lado del planeta para que pueda prohibirse en otros lugares. Los prohíben como productores, pero no en todos lados se prohíbe la importación de productos de esta gente", matizó. 

Por su parte, el uruguayo expresó que el movimiento al que representa está "muy atento" a la evolución de las acciones de la compañía tras el anuncio esta semana de la posible compra de Monsanto por parte de la alemana Bayer, que provocó un aumento del precio de las mismas.
En ese sentido, comentó que "es muy difícil" saber si se trata de una estrategia para hacer que las acciones "se coticen mejor", aunque en todo caso valoró como negativa la posible fusión de las dos firmas.
"En la medida que se va concentrando cada vez en menos manos el agronegocio, porque no es la primera fusión que existe entre estas empresas, nosotros pensamos que el negocio se agrava", concluyó.

http://noticias.terra.com.pe/mundo/latinoamerica/uruguayos-se-manifiestan-contra-monsanto-y-agronegocio-en-evento-mundial,64c9a0923b7bc97aaaa2d4c17344b750psw4p833.html


Para difundir la Jornada Mundial Contra Monsanto y el Agronegocio, un texto consensuado por entidades sin fines de lucro abre con un interrogante los porqué de la convocatporia: “¿Por qué una Jornada Mundial contra Monsanto?”

EL TEXTO

• Para que se acabe el actual modelo de producción basado en el cultivo de transgénicos con uso de agrotóxicos. Este sistema de agronegocios enferma y mata a cientos de miles de seres vivos todos los días, incluyendo a las personas.
• Para que podamos transitar a un modelo que produzca alimentos en armonía con la naturaleza y lograr Soberanía Alimentaria.


Algunos datos:

- En los pueblos fumigados la tasa de cáncer, bebés con malformaciones y abortos espontáneos es más del doble de la media nacional.

- El 90% de los alimentos procesados contiene transgénicos (derivados de soja y maíz modificados genéticamente para ser resistente al veneno).

- Se han detectado agrotóxicos en la sangre de las personas – aun de las que viven en zonas urbanas- en la orina, en la leche materna, en los alimentos y en el agua de lluvia (uno de ellos, el herbicida glifosato, ha sido recientemente catalogado por la Organización Mundial de la Salud como potencialmente cancerígeno).

- Existe connivencia entre los organismos oficiales y las corporaciones que fabrican transgénicos y agrotóxicos. Los grandes medios de comunicación también son cómplices de este genocidio silencioso, al callar o mentir sobre la gravedad de la situación respecto a la emergencia ambiental y sanitaria.

- Este modelo de producción conlleva además de enfermedad y muerte, pérdida de los nutrientes del suelo, pérdida de bosques nativos y biodiversidad, muerte de abejas y otros insectos polinizadores, desplazamiento de las comunidades originarias, desertificación, sequías e inundaciones.

-Las corporaciones patentan la semilla y le niegan a los agricultores la práctica milenaria del intercambio y la resiembra.

Por último, el documento cierra con la consigna: “Porque la agricultura ecológica a gran escala es posible, venite el sábado 21/5 e informate”.

http://infoblancosobrenegro.com/noticias/12946-fuera-monsanto-la-jornada-mundial-tambien-se-realiza-en-la-plata-este-sabado

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada