domingo, 1 de abril de 2012

Cada año se reportan 5,400 casos nuevos de cáncer de cuello uterino en Perú

Lima, mar. 31 (ANDINA). Cada año se diagnostican en el Perú 5,400 casos nuevos de cáncer de cuello uterino y al día mueren siete mujeres por ese mal, por lo que es importante incidir en la prevención, aseguró el médico oncólogo de la Liga Peruana de Lucha contra el Cáncer, Gilmar Grisson Barrón.
 
ANDINA/archivo
ANDINA/archivo
El galeno manifestó que la citada enfermedad presenta una alta incidencia y prevalencia entre la población femenina del país y por ello, agregó, las mujeres deben hacerse la prueba de papanicolau cada año, “que es el mejor método de detección” del virus del papiloma humano.
“Acá, en el Perú, el examen debe ser anual. Lógicamente, en países desarrollados, que cuentan con la ayuda de otro tipo de tecnologías, las pacientes pueden someterse a esta prueba cada tres o, incluso, cinco años”, refirió.

El papanicolau, dijo, se debe empezar a realizar al año siguiente de que las mujeres iniciaron una vida sexual activa. “En las damas que no han tenido relaciones, se les puede hacer con un hisopo a partir de la mayoría de edad.”
Es una forma de detección sencilla, barata, indolora, rápida y fácilmente aceptada por la mayoría de mujeres peruanas, agregó el especialista.

Grisson Barrón expresó la necesidad de crear conciencia sobre la importancia de la prevención para enfrentar el mal. Mencionó como punto fundamental para esta campaña las aulas de las escuelas y universidades.
“La mejor forma de crear conciencia es enseñar a los escolares y universitarios de los primeros ciclos lo que es prevención del cáncer. Incluso, se debe agregar dentro de la currícula”.

En la actualidad, detalla, en el Perú, el mal está a punto de convertirse en la primera causa de morbimortalidad, hoy es la segunda. Es un problema grande de salud pública y es caro, implica cirugías mutilatorias, quimioterapias, radioterapias.”

Grisson Barrón enfatizó que el cáncer de cuello uterino no debería existir sobre la faz de la tierra, ni debería matar a las personas.
“Se puede detectar antes de que se convierta en cáncer, cuando es una displasia y es curable con cirugías pequeñas o ambulatorias. Pero para eso es importante que la mujer acuda a las consultas, que la población conozca que es producida por el virus del papiloma humano que se trasmite mediante las relaciones sexuales”, finalizó.

(FIN) PBQ/RRC

Andina

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada